Una escucha telefónica complica más a Pablo Moyano

El fiscal de la causa tiene un informe con charlas entre el sindicalista y Petrov. Y otras en las que el barra “Bebote” Álvarez hace referencias al camionero.

El 1 de agosto, la fiscalía a cargo de Sebastián Scalera recibió el informe sobre la apertura de teléfonos celulares incautados donde la transcripción de las conversaciones, para los investigadores, compromete aún más la situación de Pablo Moyano. “Su rol de jefe de la asociación ilícita es indiscutible”, repitieron fuentes de la causa.

Clarín accedió al detalle de la documentación donde figuran charlas telefónicas entre Pablo y Roberto Petrov -el ex jefe de custodia de su padre-, pedidos a Hugo Moyano de dinero e intercambios entre Pablo "Bebote" Álvarez y otros barras. Con ese material, el fiscal insistirá con la detención del sindicalista.

Una de las escuchas involucra a "Bebote" Álvarez, quien habla con el barra Gabriel "Tano" Bartone para que le transmita un mensaje a Petrov: "Hacele acordar que ya mañana te bajen la platita del partido, de los presos, de todo, que pasó el quilombo y se arregló y nunca dieron un peso. Y si no le dan las cosas, que la plata se la metan en el culo los camioneros junto con las entradas y todo”.

En otra charla hablan de una sanción que la Conmebol en Paraguay aplicó al club por el uso de bengalas con las que entraron los hinchas a un partido. Les prohibía la entrada a los visitantes. Entonces, Álvarez envía un mensaje de voz: “Lo único que tienen que organizar los dirigentes, decile a tu papá (en relación a Hugo Moyano), es que en la parte donde van a entrar los dirigentes que metan 200 personas que son los hinchas que van a estar acá”.

Para la fiscalía, el mensaje era dirigido a Pablo Moyano. Tuvo una segunda parte: “Sí, por favor reenviale esto a tu papá a ver si el club puede apelar la sanción de la Conmebol, si le pueden pedir a Santa Fe (donde se jugaba el partido) que agranden el palco, y si no, vamos nosotros como dirigentes. Si no, nos quedamos todos juntos en el hotel, no nos pueden hacer esto, están todos locos”.

Estas escuchas son parte de las transcripciones que citará en su apelación el fiscal Scalera, en la que reiterará que nada de lo que hizo la asociación ilícita que “defraudó en cifras millonarias al club Independiente”, podría haber actuado “sin la connivencia de la dirigencia de la institución deportiva” que incluye a Pablo Moyano como jefe de la “organización criminal”.

También figuran conversaciones entre Petrov y Pablo Moyano: “Necesito hablar con vos Salvaje para saber qué le digo a lo pibes. Pablo, son dos minutos, así me saco este quilombo de encima”, le dice en relación a un partido que se jugaba el fin de semana. Minutos después envía otro mensaje: “Ya es hora de terminar con esto, yo estoy re podrido, lo que vos me digas Salvaje”.

La respuesta llegó poco después, desde un celular identificado como Pablo Moyano (destaca el informe pericial) hacia Petrov. Desde ahí se envía un mensaje que dice: “Mi viejo dio la orden, no entra. Ya está, que se pudra todo”. Así, el enfrentamiento con "Bebote" Álvarez quedó registrado. Al día siguiente el sindicalista le pregunta al Polaco: “Qué hacés, el tarado esta va a ir a romper las pelotas hoy?”.

En los celulares peritados hay fotografías de los listados con nombres para ingresar a la cancha, imágenes de entradas de la institución deportiva, fotos de Petrov con Hugo Moyano y nóminas con datos personales de varios de los involucrados en el expediente detallando su DNI, entre otros datos. También hay fotos de armas de fuego.

En escena entra Ayelén Petrov, de quien también se vuelve a pedir la detención. Álvarez le comunica a Petrov que le envió “a tu hija la Aye todos los comunicados y audios que me están mandando acá la gente de la comisión directiva de deportes de Santa Fe”. La discusión seguía siendo la sanción aplicada por la Conmebol y la imposibilidad de ingresar al partido. “Mandale los audios al Salvaje para que escuche a ver si ellos pueden intervenir con la Conmebol, apelar la resolución”.

Entonces, Álvarez cuenta que la resolución salió dos días antes del partido y “la gente está organizada para viajar, pagado el pasaje que pidan un palco más grande hay 100 hinchas acá en Colombia”.

Todo dependía de la decisión de Pablo Moyano. “Este grupo de sujetos violentos obtienen determinados beneficios del Club que permiten la conservación de la estructura ilícita y su constante actividad, al margen de la ley”, indicó el fiscal Scalera al analizar la documentación, y agregó: “La obtención de beneficios jamás podría desarrollarse sin la connivencia, autorización o beneplácito de las autoridades dirigenciales superiores del Club”.

En este tramo señaló que Petrov no era un simple barrabrava, sino un “nexo entre la barra y las autoridades del Club”, lo que incluye a Moyano.

© 2020 por "Aquí y Ahora Córdoba".