Era un informante de la CIA el­ asesinado hermanastro de Kim

El diario Wall Street Journal reveló que "había un nexo'' entre Kim Jong Nam y la agencia de inteligencia norteamericana. De hecho,iba a reunirse con un contacto estadounidense cuando lo mataron en febrero de 2017 en el aeropuerto de Kuala Lumpur (Malasia).

Seúl (ANSA, EFE y AP) - Alejada hace varias semanas de la lupa periodística mundial, Norcorea volvió a ser noticia, y por triplicado: Kim Jong Nam, el asesinado hermanastro del mandatario Kim, era un informante de la CIA que se había reunido en varias ocasiones con agentes secretos estadounidenses; una ONG de derechos humanos que entrevistó a 610 desertores a lo largo de 4 años identificó 318 sitios usados por el régimen de Pyongyang para sus ejecuciones públicas; y el asesor de Seguridad Nacional de la Casa Blanca, John Bolton, consideró ``totalmente posible'' una tercera cumbre entre el presidente Donald Trump y el líder stalinista.­

Respecto a los centenares lugares donde se aplica la pena capital en el díscolo país asiático, Transitional Justice Working Group reveló que los delitos por los que una persona puede terminar frente al pelotón de fusilamiento van desde el robo de comida -la hambruna martiriza a la población- hasta ver los "prohibidísimos'' programas de televisión de la vecina Corea del Sur.­

Las ejecuciones, a las que están obligadas a asistir miles de personas -en algunos casos deben presenciarlas hasta los más cercanos familiares del condenado-, se realizan cerca de ríos, campos, mercados, escuelas, instalaciones deportivas y en los campos de trabajo y reeducación, todas escogidas con el objetivo de transmitirles el ``mensaje'' a la mayor cantidad de gente posible.­

SI ENTRE ELLOS PELEAN...­

El periódico Wall Street Journal afirmó que ``había un nexo'' entre Kim Jong Nam y la agencia de inteligencia norteamericana, al punto que el hermano mayor -por parte de padre- de Kim había viajado en 2017 a Malasia para verse con un contacto de EE.UU., encuentro que jamás pudo concretarse porque acabó muerto el 13 de febrero de ese año en el aeropuerto internacional de Kuala Lumpur a manos de dos dos mujeres que le rociaron en la cara el gas tóxico VX, homicidio Washington y Seúl atribuyeron a Norcorea.­

Las atacantes resultaron absueltas y sus abogados alegaron que habían sido "meros peones" en un "crimen político con claros vínculos'' con la embajada de Pyongyang.­

SE ENCAMINA UNA TERCERA CUMBRE­

En línea con una probable tercera cumbre Trump-Kim, el magnate le garantizó al dignatario asiático que no dejará que la CIA utilice como informantes a "miembros de su familia''.­

También destacó haber recibido otra "preciosa carta'' del mandatario stalinista, por lo que se declaró muy optimista sobre las perspectivas de que se reanude el proceso de distensión bilateral, hoy estancado.­

© 2020 por "Aquí y Ahora Córdoba".